Villanos animados cómicos: Sea usted uno en cinco sencillos pasos

Publicado: agosto 6, 2012 de Fosforo en Televisión
Etiquetas:

¿Qué os voy a contar de MarioDS que no sepan todos los lectores ya? Dibujante, colaborador reservista, artistazo, comentarista de esos que da gusto… Pues eso, aquí teneis un post. Ale, a leer, que lleva un rato.

¡Buenos días, amante del noble arte de los oscuros designios de la moral humana! Si es usted uno de esos despreciables arrogantes que ha decidido volcar su vida al noble arte de la destrucción física/emocional del prójimo, al incumplimiento de toda norma ética de conducta por el simple hecho de autorrealización personal y/o ganas de llevarle la contraria al equilibrio cósmico, o únicamente pretende vengarse del mundo por haber permitido que “La que se avecina” se convirtiera en una serie de éxito… ¡Enhorabuena! quizás esté haciéndose una pregunta clave: ¿cómo enfoco mi despreciable percepción de la maldad hacia el resto de las personas? ¿de qué forma les muestro mi cara más terrorífica? ¿Cómo reivindico mi posición maligna de una forma eficiente con miras a una posible línea de merchandising sobre mi persona?¿qué me pondré, que no me haga gordo? Etc. Para empezar, tienen que tener claro que existen varios caminos a seguir: y uno muy solicitado es el del villano gilipollas, o para no ofender, el “villano cómico” Oh, espera, ahora que lo pienso: Voy a hablar de cosas sobre dibujitos animados y demás chorradas de cuando era un nano, ¿No? Puessss…

Por poco se me olvida. Luego no me vengan con que no les aviso.

Se que esto puede chocar contra su entendimiento. ¿Villano cómico? ¿No se supone que la definición de diccionario de villano implica oponerse a los designios del protagonista de un modo obcecado, siendo así su principal obstáculo y convirtiéndose en elemento clave para otorgar dramatismo…? – echen de aquí a Scar – pe…pero ¡sigo molando! – He dicho FUERA. Al tema: el caso es que muchos villanos no quieren o bien no pueden asimilar el rol de entidades malignas despiadadas de aspecto serio, por el mero hecho de que no es divertido. Se necesita tener un corazón más podrido y corrupto que una hamburguesa Mc Donald´s con sello ecológico, y una mente tan loca y desquiciada que el propio Goofy te diría “macho, tienes un problema”, y eso, desgraciadamente, no está al alcance de la mayoría. Muchos prefieren tomarse esta profesión con un cierto sentido del humor, y no solo eso, sino tratar de contagiarlo al resto de la gente, aún a riesgo de perder su credibilidad. ¿Por qué? Porque coño, la vida son cuatro días y uno te lo pasas durmiendo, ¿por qué no, del mismo modo que les destrozas la vida a tus enemigos y les cierras puertas a sus fines, no les aportas un poco de diversión en base a presenciar tronchantes situaciones embarazosas o bien trolleándoles con mentecatas amenazas que finalmente no conducen a nada? ¡Claro que sí, campeón! ¡Usted nació siendo un perdedor y seguirá siendo un perdedor! ¡Veámoslo con optimismo! ¡Miremos al destino con cara fea y tropecemos con una piel de plátano ante él! ¡HUMOR!

¿Ha visto ya la luz? ¿Está seguro que no es la de la tecla Bloq Mayús? ¿Ha decidido tomar el camino del villano gilip… digo, el villano cómico, preparado para dar un espectáculo bochornoso a esos pretendidos héroes? ¿Cavilar absolutas locuras sin fundamento que acaben decepcionando y posiblemente explotando sin causar daño a ninguna persona salvo a usted y a sus familiares más cercanos? ¿Está seguro que no es la tecla Bloq Mayús? Pues ale, usted lo ha querido. ¡Vayamos con ello!

1)ELIJA UNA MOTIVACIÓN

Todo villano necesita un motivo, algo que le impulse a cometer maldades y atrocidades. ¿Cuál es su motivación? ¿Es tan solo un acto de venganza porque su padre le usó de gnomo de jardín? ¿O busca la consecución de un fin específico y claramente inalcanzable, como capturar un Pikachu super-cute? Para el villano cómico, CUALQUIER fin es importante, sea lo absurdo que sea. Tanto da que su finalidad sea hacerle la puñeta a un animalico de Dios, robarle dinero a ancianas o comer huevos de Piecito (qué mal ha sonado eso), usted adoptará siempre una posición inquebrantable e incansable hasta lograrlo. No importa cuánto le diga la gente que su motivación es idiota y que mejor estaría echándose una novia, usted debe permanecer impasible ante tales burlas. Qué sabrán ellos, si hasta pagan dinero por DLCs de videojuegos solo para ver a Gordon Freeman vestido de Marsupilami… E aquí unos buenos ejemplos de motivaciones y aspiraciones que puede plantearse como buen villano cómico:

  • Boris y Natacha: Destruirrr a alse y arrrdilla. No sabes exactamente cómo una ardilla chibi y un alce retrasado pueden llegar a representarte una amenaza seria a tus planes de invadir EEUU, pero qué coño. Si tu jefe, un tío vestido de teniente nazi y con cierto parecido a Robert de Niro te dice que lo son, JODER, TENDRÁN QUE SERLO. Su serie está más mal animada que SATÁN. No tiene nada que ver con que sea una de las primeras series de televisión de la historia, qué va. SON UNA AMENAZA.

Que conste que a un servidor no le desagradó la peli, pero no niego la evidencia: fue una gilipollez como una casa.

  • Coyote: Tengo hambre, voy a  comerme a un correcaminos. ¿Cuántos correcaminos existirán en el desierto? Mejor dicho, ¿Cuántos animales mucho más comestibles y fáciles de capturar? ¿Por qué esforzarte en ir a por el bicho más jodido, inalcanzable y troll que pueda existir? ¿Y si puedes encargar por correo idioteces como una ducha, los últimos adelantes tecnológicos y un par de esquís, por qué porras no comprar comida del Super? Da igual. El Correcaminos es un hijoputa que merece la muerte, y tú estás dispuesto a lo que sea por comértelo y demostrarle quién manda en la cadena alimenticia. Aunque te caigas por el mismo puto barranco mil veces, eso no va a hacer que te replantees tu vida ni mucho menos pensar en la remota posibilidad de encargar un Kebab. NOOOO.

 

El otro día Neyebur resolvió el misterio, al parecer todo es cosa del padre, que hijo puta: http://www.youtube.com/watch?v=348pv_wuNnA

2)ELIJA A SU NÉMESIS:

Parte primordial de un villano cómico es saber elegir a quien se enfrenta. Normalmente, el nivel de comicidad de un villano aumenta en base a lo idiota e insignificante que resulte su Némesis. Hay una amplia gama de héroes subnormales posibles a los que hacer frente, pero solo unos cuantos tienen el potencial de ser héroes impotentes que verdaderamente puedan hundir tu reputación. Ya sean animales que en la vida real serían totalmente inútiles (Chip y Chop, Perry el ornitorrinco, Alvin y las Ardillas) o bien niños listillos (James Bond Jr., la pandilla de Shin-Chan, los Cinco) o la mezcla indestructible de ambos factores (Scooby-Doo, los Jóvenes Castores). En un nivel superior de mongolidad residen los villanos de videojuego, que se enfrentan a fontaneros, erizos, perros pirata, mascotas de marcas de chucherías… pero mejor pasaremos de ellos. Un villano al que debéis tener en cuenta y venerar como puto Dios todopoderoso creador del cielo y tierra que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo en el acto de decidir a su Némesis es sin lugar a dudas al Doctor Mad / Claw / alias “el Ragazzi dil Braccio di Ferro que acaricia a un gato mientras mira en un monitor multii-ángulos y del cual no vemos la cara ni a tiros”. Admirad a sus Némesis, por favor, ADMIRADLAS:

Un saludo desde aquí a Matthew Broderick, lo tuyo con Gadget fueron COJONES, porque otra cosa no se.

3)BUSQUE A SUS SECUACES MENTALMENTE INCAPACITADOS

Que no le engañen: es importante elegir a sus secuaces. Algunos le dirán que es mejor sacarse las castañas del fuego usted mismo, pero en ocasiones es muy gratificante que sean otros los que fallen por usted. Así puede autoengañarse constantemente pensando que la razón de sus fracasos no se debe a su incompetencia innata, si no a la de sus subalternos ¿Por qué no? Shredder, el doctor Paradigma, el malo de los Motoratones de Marte, el jabalí de los Fruitis, Florentino Fernández… todos tenían algo en común, se rodeaban de secuaces gilipollas que más que ayudarles eran un auténtico obstáculo para sus planes. Pero lejos de despedirles, tirarles a los leones o asesinarles como a ratas, les seguían dando alojamiento gratis ¿por qué? Por eso mismo, porque siempre es más fácil echarle la culpa al prójimo, y los villanos tienen más motivos para hacerlo. Pero no hay que confundir el tener un secuaz gilipollas con un topo infiltrado que beneficie a tu Némesis, como Gallofa, el secuaz tonto de los villanos de Los Aurones, solía fastidiarlo todo por pura inercia (hasta la propia canción de la serie lo dice) y no solo fue el que menos veces era convertido en fruta, sino que en muchos finales de episodio se marcaba bailes con Poti Poti. A mí este tío no me da buena espina ni de lejos…

Yo a este tío no le confiaría ni mi colección de Tazos. Podría matar a alguien con ellos.

Eso sí, debe procurar ser muy precavido, si es usted una calavera encapuchada de poderes mágicos un tanto limitados y propenso a enfurecerse como una nenaza cuando le traen un flan servido en la cubertería de plata, no es buena idea rodearse de un monstruo que hipnotiza a los animales, una hechicera más lista y poderosa que usted y un tío con mandíbula metálica que puede cambiar su brazo por una Heavy-Machine-Gun. Quizás su nivel intectual sea bajo, pero si constantemente les humilla y se enfada con ellos por no derrotar al rubiales sobre-hormonado ultra-gay de turno, pasan cosas como que se rebelen contra usted… eso puede ayudar a que su nivel de villano cómico ascienda notablemente, pero no le va a asegurar una vida fácil. Bueno, qué carajos, es usted un villano cómico, su vida va a ser de todo menos fácil. Pero… ¿Skeletorera un villano cómico? Ah, espera, sí.

Buscad un episodio en el que Skeletor no insulte a sus esbirros aún por haber hecho las cosas bien, es casi imposible.

4)¿CÓMO LOGRO MIS OBJETIVOS?

Llegamos a la parte más importante de su empleo como villano cómico. Ahora tiene su motivación y objetivo, su Némesis y sus esbirros… Ahora es cuando ha de plantearse CÓMO conseguirá su objetivo. Cualquier villano de James Bond le dirá que debe desarrollar un plan estratégico que requerirá un tiempo de diez años o más para ponerse en práctica totalmente, por no hablar de todo el papeleo necesario, incluyendo estrategias secundarias, mano de obra, una base maligna guay, trajes anti-radiación, botón de autodestrucción (extraño artefacto de utilidad imprecisa y normalmente poco beneficiosa para su usuario, que aún así triunfa entre los villanos). Esta guía le dice que no haga caso de esos tipos. Si una sílfide de agente secreto británico es capaz de reventar en tres días aquello en lo que han invertido su esfuerzo miles de personas a lo largo de muchos años, los planes a largo plazo no son dignos de confianza. Los mejores planes son los espontáneos, los que surgen esos días de resaca o con dolor de cabeza mientras piensas en la zorrada que te hizo tu ex. Es entonces cuando surgen los mejores planes, totalmente incoherentes, faltos de lógica y tan aberrantes que insultan a la inteligencia, son los únicos dignos de entrar en la lista de cagarros villaniles:

  • Crea complots en contra del bueno. Muchos villanos como Paradigma, el enemigo y creador de los Street Sharks, tratan de hundir la reputación de sus Némesis tratando de quedar ellos mismo como los héroes y así cumplir el sueño americano Y sería una buena idea de no ser porque…los villanos cómicos no suelen ser NADA MODESTOS. ¿En serio quieres hacerte pasar por una buena opción electoral si eres un tío calvo con un parche en el ojo y una armadura con ganchos, y que para colmo, cuando se irrita se convierte en piraña? Por no hablar de que sueles usar armamento contra tus enemigos que normalmente hace que reviente media ciudad, poniendo en peligro a miles de civiles inocentes  ¿Y en serio crees que vas a poder engatusar a los votantes en base a contarles mentiras… con… bonitas y vacías palabras y… despotricando… sin ningún… fundament…? (ok, me retracto, mientras escribía esta pregunta me he dado cuenta de que España es más idiota de lo que pensaba, genial).

El rescate era algo inevitable, ustedes me entienden.

  • Metámoslas en cuentos y que aprendan: Plan muy utilizado por brujas psicópatas con trastorno disociativo, pretenden que las niñas aprendan en base a meterlas dentro de sus cuentos favoritos y reescribiéndolos para que las cosas se tuerzan lo suficiente como para que su final no sea feliz. Esto sería una buenísima idea de no ser porque… la mayor parte de las veces es la propia ejecutora del hechizo la que ACABA SINTIENDO PENA Y AYUDANDO A LAS CRÍAS. Y por si no fuera suficiente, hasta consigue que los cuentos con final triste acaben HAPPY, como el de Romeo y Julieta o el de El soldadito de plomo. O bien esta tía es MUY TONTA o demasiado sensible. Solo una lección a aprender: si quieres ser villano, procura darte cuenta de que, tarde o temprano, vas a tener que matar a alguien. Si lloras cuando llega el final de Pinocho y te imaginas a ti misma como el Hada Azul, no vas por buen camino.

Que no, coño, no aflores instintos maternales, joder, que lo estás haciendo mal. Hasta Bette Midler da más miedo que tú.

  • ANIQUILEMOS EL MUNDO, WOOOOOARG, MOTHERFUCKERS, SOY EL REY DEL MINECRAFT: Tal vez el plan más usado por miles de villanos locos, y sin duda, de todos ellos el FUCKING KING es Shredder. Que sí, que la verdadera motivación de Shredder era acabar con las tortugas Ninja y sus planes Ninja solían ser muy elaborados. Pero no estamos hablando de la versión original, hablamos del “especial”, ergo, el de la serie de los 80. Ese que, cuando pasaron 50 episodios y la madre, perdió tanto el norte por sus quedadas con ese cerebro megalómano con ojos y boca que empezó a cometer gilipolleces como robar la estatua de la libertad, A LO CARMEN SANDIEGO. Y no contento con ello, cambió la gravedad del planeta, dio luz a agujeros negros absorbe-vida y hasta cambió la órbita del planeta para que se dirigiera hacia el sol… esto sería una buena idea para acabar con todo de raiz de no ser porque… ¡ESTÁS TÚ DENTRO DEL MISMO PLANETA! En serio, señores villanos cómicos: presten atención a Shredder, aunque se supone que este era un villano serio, tiene aptitudes para ser el mejor villano cómico de la historia. Le ponía la voz el tío Phil de Will Smith. Un punto a su favor.

El que no haya visto ESE episodio del Pato Lucas ahora mismo debe estar cagándose en mí.

5)CAGARLA CON CLASE

Esta es la parte más importante de su empleo de villano cómico: si hay algo que debe tener en cuenta siempre y en todo momento es que SIEMPRE HA DE PERDER. No importa como, al final las cosas se torcerán de tal modo que usted nunca jamás será capaz de conseguir los objetivos que anhela. No importa cuan predispuesto esté, cuántas ganas le ponga, JAMÁS le saldrá bien. Esto puede parecerle duro y totalmente injusto, y seguramente tenga en más de una ocasión ganas de cagarse encima del Karma y de la madre que lo parió, pero recuerde que el Karma es una perra, y normalmente hace putaditas como la que le hizo a Earl, aún por todas las buenas acciones que realizó:

Los tres jinetes del Karma atormentan a su nueva víctima. Por no hablar de sus novias, que cantan canciones de Lady Gaga. Y no, tampoco me desagradó la peli. Pero eso no quita que me pueda burlar de ella.

Y se estará preguntando “pero es imposible, por regla de tres, en algún momento me tendrán que salir las cosas bien” Efectivamente, y ahí es donde entra en acción el factor “villano cómico”. Usted deberá procurar que, por muy bien que pinten las cosas para usted, acaben degenerando en el fracaso más humillante. Muchos son maestros en el tema de fracasar terriblemente en sus planes por motivos que controlan o no controlan: Los nombrados Coyote, Skeletor, Shredder, otros no nombrados como el doctor Drakken, el doctor Doofenshmirtz, el doctor Norton Nimnul,, el doctor Simon Bar Sinister (creáis o no, es importante sacarse un doctorado para ser villano, te da más créditos al empezar la carrera) Pero el mejor ejemplo de esto es, sin lugar a dudas, Pierre Noyoduna. Analicemos su caso:

– Es usted un franchute obsesionado por las carreras ilegales y tiene usted un JODIDO SUPER FERRARI que es con diferencia el coche más rápido de todos los participantes, que, en comparación, parecen sacados de uno de esos festivales veraniegos de tirar tus carrozas volantes al agua. Siquiera el que lleva un Formula Uno le va a superar en velocidad porque el muy idiota le deja pasar a la lerda superficial del coche Rosa. Ve usted que está a punto de ganar y que va en cabeza. ¿Debe continuar hasta la meta sin ningún problema? ERROR. Debe usted pararse a solo diez metros de la meta y urdir planes malignos con su perro asmático para tratar de ASEGURARSE DE QUE LOS OTROS COCHES NO VAN A GANAR. ¡Claro que sí! No importa la meta, lo importante es putear a los demás. No importa que caiga usted en los propios agujeros que crea, que le revienten los mismos cartuchos de dinamita en su cara cada episodio, que su perro se cachondee en su cara cada dos por tres, no cese en su empeño. Y si ve que por algún casual su plan sale bien, NO SIGA LA CARRERA, VAYA A ASEGURARSE Y COMETA CUALQUIER IDIOTEZ. Qué se yo… tumbar un árbol que sin querer permite que los demás sigan conduciendo tras caer en su trampa (procurando que dicho árbol caiga sobre su Ferrari), cabrear a un oso que le mantenga ocupado hasta que venga alguien a salvar a los demás, discutir con su perro… Lo que sea, pero nunca jamás gane la carrera. Verá usted como su credibilidad será igual a cero, pero al menos la gente se reirá con usted. Y créame, luego usted será el más recordado por los fans, aunque ellos jamás apostarán por usted (yo iba con Mafio y sus Pandilleros y con el profesor Lokovitch, no viene al caso, pero ahí queda eso).

Otro día hablamos sobre el Manga, otro.

Y con esto llegamos a la conclusión de todo esto. ¿De veras es satisfactoria la vida de un villano cómico? ¿De verdad el influir risa, pero no temor, en tus adversarios, es algo de lo que estar orgulloso? ¿Vale la pena, en general? No vamos a engañarles. Su destino se ve despreciable, espantoso, horripilante y con muy pocas salidas para la consecución de sus objetivos. Pero tengan en cuenta una cosa: muchos o gran parte de los villanos de dibujos animados han logrado notoriedad gracias precisamente a ese detalle cómico, esa bobada que hace que la gente de algún modo sienta cierta empatía con ustedes, esa especie de “magia” que reside en el villano cómico que permite que sea, a veces, más amado que el héroe. Es duro, desde luego, pero a la larga, no deja de ser una opción tan buena como cualquier otra para ser un villano inolvidable. Pero ojo, si ha de ser usted un villano cómico, sea uno bueno. Sea como el Coyote de Chuck Jones, no como el Coyote de David H. de Patie. Con eso se resume todo.

Oh, y si es usted un villano SERIO y ve que coincide con algún término de este manual… me temo que tiene usted un grave problema que NECESITA revisar. De nada.

Todo el mundo (al menos Nubis y yo) sabemos que la serie de los Power Rangers fue solo una excusa para llegar a ESE momento.

Anuncios
comentarios
  1. Siempre odié a los villanos gilip… cómicos… Hasta el día de hoy.

  2. Corto dice:

    Concuerdo en tantas cosas, especialmente en el análisis de las meteduras de pata de Gallofa, era un infiltrado en toda regla

  3. Neyebur dice:

    Prefiero dejarme los piños cazando un Correcaminos antes de comer en un kebab xD
    El Dr Garra siempre me pareció un buen villano, no cuento la peli donde parecía un subalterno de MAD, y llegue a cogerle una tirria a Gadget, deseando que por una vez el buen Dr ganara y la estupidez pasara factura a Gadget

    • mariods dice:

      De hecho la cosa es que Garra es un villano que en una serie rollo Guardianes de la Galaxia o algo así encajaría a la perfección, pero, como comento, comete la mala suerte de cruzarse en el camino del héroe más gilipollas del universo, lo cual, sin pretenderlo, le resta credibilidad. 😄

  4. mariods dice:

    Como siempre, encantado he estado de colaborar aquí. Espero que disfrutéis del artículo, aunque sí, lo se, me ha quedado un pelín largo. Pero me pasa siempre que hablo de dibujos animados, joer. XDDDDD

  5. [img]https://dl.dropbox.com/u/41428434/dongetit.jpg[/img]
    Gran artículo, me he partido el ojete. Y los villanos son los que dan razón de existir a las buenas historias. Sean villanos cómico o no.

  6. Afani dice:

    Esto es una enorme y sublime maravilla. Eso sí, hasta donde yo sé, La Bruja Aburrida más que villana era en plan profe cabrona, que en el fondo lo que quería era enseñar cosas bonitas o algo.

    • mariods dice:

      😄 Gracias. Y sí, bueno, la Bruja Aburrida siempre ha tenido esa especie de simbología de la madrastra aguafiestas. :b

  7. Chuck Draug dice:

    Toda una lista de características bien ciertas para ser un villano cómico o ser tratado como tal. Esto último lo digo por el Dr Claw/Gang, que es en realidad un villano serio, pero con esbirros de suerte dispar y un enemigo estúpido como él solo. En serio, si la serie la protagonizara Penny/Sophie y no el inútil de su tío, simpatizaríamos más con el (en este caso sería la) protagonista. xD

    Desde luego, los villanos son la sal de la vida y de las historias, animadas o no. Sin ellos, independientemente de su seriedad o si son cómicos, seguramente no sería lo mismo. Y es que no pocas veces, aunque sepamos que son los malos, nos parecen más carismáticos que más de un protagonista. Y en una serie como Los autos locos, encima, es más fácil, porque el carisma de Pierre Nodoyuna queda muy por encima del mismo (y eso que Mafio y sus pandilleros también molaban). Y estamos hablando de unos de los mayores perdedores de la Historia.

    Y sí, Gallofa era un infiltrado.

    • mariods dice:

      Esque es cierto, al fin y al cabo Pierre Nodoyuna nació para ser un villano que te cayera en gracia (eso sí, su nivel de idiotez le hacía ser peculiarmente desesperante). XDD

  8. sumire93 dice:

    Muy buen post, si señor.
    En general, no soy muy aficionada a los villanos cómicos y siempre prefiero tramas mas dramáticas y realistas, pero de vez en cuando no viene mal reírse un poco.

    • mariods dice:

      😄 Ahí está el tema. Y como hago hincapié, más vale que el villano de una peli dramática y realista no cumpla con un atributo de los mencionados.

  9. […] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos Sea un villano en cinco sencillos pasos [HUMOR] crisiscreativa.wordpress.com/2012/08/06/villanos-animados…  por NubisMusic hace […]

  10. Me uno a los simpatizantes del Dr. Claw, de hecho yo creo que tiene bastante dignidad, solo que su enemigo tenía una suerte inaudita y una cría que se interponía ante todo con cualquier cosa que se te ocurriera. ¡Así gana cualquiera! (y he hecho un pareado). Yo también deseaba, incluso de peque, que ganara alguna vez a Gadget. Recuerdo un episodio que intenta desmenuzarlo en una mesa de operaciones (casi lo consigue) y me sentí extraño cuando comprobé que realmente no quería que se salvara de esa situación. Curioso.

    Y la verdad, nunca soporté a los personajes lelos, salvo si eran secundarios. Si el villano o el héroe eran lelos… los acababa aborreciendo. En el caso de Goku, por ejemplo, me alegré mucho cuando vi que Pilaf dejaba de ser villano recurrente, no lo soportaba. Siempre admiré mucho más los personajes “oscuros” como Mr. Siniestro, el propio Dr. Claw (esa voz tétrica y el misterio de su identidad) o el Joker del Batman de Bruce Timm. Esos son los que adoraba. De todos los que mentas, sin embargo, solo me quedaría con el entrañable Coyote. ¡Maldito correcaminos, que tiene a favor hasta la anulación de las leyes de la física!

    • mariods dice:

      Joer, yo creo que a tan exagerado no llegaba. XDD A mí de pequeño me resultaba un villano bastante despreciable, mientras que Gadget me desesperaba por ser tan idiota, pero al fin y al cabo me caía en gracia. 😄 El que verdaderametne me caía gordo era Capa Man, el superhéroe nerd subnormal que apareció en los últimos episodios (y que en parte fue causnate de la cancelación de la serie)… por mí, que dejen a Gadget tranquilo, pero a ese que le caiga la furia de todos los infiernos de todas las dimensiones posibles. XDDD

  11. Desty Nova dice:

    Nadie va a decirlo? Los villanos son nuestra inspiracion, todos hemos querido conquistar el mundo alguna vez!

  12. Javi D. Luffy dice:

    Te has dejado a Gargamel y su manía pitufo-persecutoria! (XD)
    A ese le habría ido mejor buscarse su propia mina de oro que intentar cazar a los gnomos azules esos…

  13. spikereven dice:

    Lo de los secuaces incompetentes es algo que me pone siempre de muy mala leche. Vale que fracasen, porque su propia condición de secuaces les indica que tienen que hacerlo, pero de forma tan patética no. Cuando el héroe hace chascarrillos al verte/derrotarte es el momento de que te plantees tu vida y cambiar de trabajo.

    Y sí, también me repateaba lo de Pierre Nodoyuna. Tienes la jodida meta a dos metros, ¿qué más te da que los otros acaben la carrera mientras tú seas el primero? Aunque claro, dado que él no puntuaba nunca en ninguna carrera es normal que el pretendiese que nadie más cruzase la meta…