Dragon Ball, ¿realmente merece ser un clásico? Y sobre el verdadero villano de la serie

Publicado: junio 21, 2012 de Nubis en Opinión, Televisión

¡Hola HAMIJOS! Os saluda El Chico con Capirote para seguir dando candela a lo mal que lo hacen los japoneses. No quiero abusar de manga, pero hace tiempo me rondaba la idea de este artículo y quería exponer cuanto antes este grave problema para la sociedad. Quiero hablaros de una mítica serie que “no fue para tanto” (guiño, guiño) y es ni más ni menos que de… ¿Cómo qué ya lo sabéis? ¿Otra vez leyendo el título antes de leer aquí? ¡Qué manía!


Nuestra infancia comienza con el sol enfocado de cerca, ni 2001 ni ostias, oye.


¡BOLA DE DRAGÓN! Vamos con afán, ¡todos a la vez! A buscar con ahínco la bola dragón…
ya solo el comienzo pone los pelos de punta ¿eh? Aún criandome con la versión en valenciano y comprobar lo floja que suena en castellano con ese Raphael rebuscador del lenguaje, la cosa emociona. Y ahí está el tema, factor nostalgia, ese arma de doble filo que nos hace disfrutar y apreciar hasta lo elaborado en una justa medida y nada más.

Es entonces que me lanzo esperando ser el primero que haga esta pregunta: “¿Realmente fue tan grandiosa esta serie?” Analicemos a ver.

Fue prácticamente la serie más vista y vivida de nuestra infancia (hablando desde el punto de vista de los nacidos en los 80) e incluso llegó más allá con reposiciones para los nacidos más tarde, estando hoy en día aún en vigor con merchandising y videojuegos de toda clase que venden bien entre varias generaciones. En Japón la cosa es incluso más fuerte, donde entre tributos y homenajes constantes aún se lanzan OVAs, e/o incluso insultos como lo fue aquel ya lejano (gracias a diox) Dragon Ball GT, de la cual me arrepiento de tener los primeros VHS…

Goku mola, a quien le preguntes así te lo asegurará y en parte es por culpa de ese factor nostalgia que ya he nombrado, porque si les preguntas cosas específicas de la serie seguro que ya los pillas en bragas. Aún así el mundo está lleno de frikis y encontraras bastantes que te digan hasta la copa de C-18, pero lo que ni esos frikis seguro no saben son cosas como esta:

¿Lo cualo? Es lo que exclamé probablemente en voz alta cuando lo vi por algún lado de Internet, ¿qué Dragon Ball tiene un mundo definido? Es entonces que comienzan a surgir preguntas con un resultado de demasiados huecos argumentales. Investigué un poco más, cruzándome con la entrada de la Whiskipedia que aportó poca luz al asunto, la cual, todo sea dicho de paso, su entrada en castellano es bastante cuestionable y su tono recuerda al de cierto artículo reciente pero sin la intención de humor. He repasado en otros lados pero poco más encontré, así que, una vez más, los japoneses tienen “trasfondofobia”, si me permitís el termino.

Que yo recuerde en ningún momento de la historia se habla de un mapa, es más, las únicas ciudades que se nombran son capitales para cada punto cardinal (es más, se aplica el mismo sistema a las galaxias, tal cual), o sea solo existen cuatro capitales y no salen todas ¡Ataque de vagueza! Y es que este mapa es la repanocha, donde vemos una especie de mundo actual semi-junto a lo Pangea, o era la intención o es que Toriyama no se mareó a la hora de dibujarlo. Por no tener no tiene ni un encabezado con el nombre del mundo, y me temo que el equivalente a España anda tan junto que una vez más los extranjeros se olvidan de nosotros… ¡Pues ahí os quedáis sin flamenco, malditos ojos rasgados!

Aunque hay otras preguntas como ¿porqué habían dinosaurios por sus campos? ¿Y esos jabalís gigantes? ¿Y las personas medio animales? ¿Y los robots? El mundo creado por Akira Toriyama parece en apariencia rico, pero al final solo resultó estar vivo en estética y diseños, quedándose en algo más anecdótico. Seguramente los sesudos gafapasters diran algo como (Poner tono de reprimido sexual) “Eres tonto, está claro. Es para que comprendamos el punto de vista de Goooku, el cual solo se interesaba en luchar y nada máaas, así que saber esos datos es trivial…” ¡Un cojón de pato! El trasfondo hace más rica una historia y ayuda a meterse mejor en el mundo que se quiere recrear. Intentar imaginar Juego de Tronos con solo cuatro ciudades y con solo dos o tres personajes con un pasado definido, ¿a qué ya no es lo mismo?

Y es que amigos, Dragon Ball analizado ahora, falla más que la escopetilla de la feria.

KK

Reinventando al Shonen:

O reinventando al “chaval” como diría un traductor del palo. Dragon Ball a pesar de no haber inventado el género si que supo enfocarlo desde otro punto de vista y… no, espera, algo falla. En un shonen vemos como el héroe comienza de cero y paso a paso muy poco a poco va mejorando hasta cumplir sus objetivos, los cuales varían desde conseguir un amor a ser el mejor luchador de todos. Alguien obsesionado con las artes marciales de esa manera no puede ser buena persona, te lo digo yo, pero la fórmula funciona y así se ha mantenido con éxito en decenas de shonen por todo el mundo durante décadas. Musculman (Kinnikuman), Caballeros del Zodiaco (Saint Seiya) o incluso Ranma ½ que nos brindó nuestras primeras tetas dibujadas siendo ñajos, son ejemplos claros de shonen de éxito y buen recuerdo. Dragon Ball no fue el primero, y tampoco reinventó nada después de analizar mejor el género, ¿qué tenía entonces esta re-interpretación de la leyenda del rey mono? Pues está claro, la primera serie:

Así se tenía que haber quedado

La primera serie de Goku fue de lo mejor que se ha parido, nuestra verdadera primera aventura y una de esas pocas series de la que podemos hablar en cualquier reunión sin parecer el rarito de turno o un pasado de listillo. Incluso puede unir gente tan dispar como a un punky, un heavy o un carnicero en intensas conversaciones de lo que molaba Tao-Pai-Pai y su arte del cunilingus o lo travelo que parecía Freezer. Muy pocas series pueden presumir de eso, ciertamente, así que lideres mundiales no sé a que estáis esperando en poneros un par de episodios en la próxima reunión de la ONU.

Dragon Ball a secas, o “cuando Goku era pequeño” como se le conoce más comúnmente, es una serie con una premisa básica y que cumple lo que promete, pero es que además tiene un elemento poderoso que logra que nos atrape desde el primer capítulo: las bolas del dragón. Este elemento con nombre de película porno oriental alternativa es lo que hacía que nos molara en gran parte la cosa, nos hacía imaginar a nosotros mismos en busca de las bolas (joer como se presta a ser malinterpretado todo el tiempo) alrededor de todo el mundo (primer elemento con potencial imaginativo) para que se nos concediera un deseo (segundo elemento con potencial). Eso de pedir un deseo es goloso, y por mucha ficción que haya de por medio no podíamos evitar pensar en que deseos pediríamos si estuviésemos en el lugar de los protagonistas. Para mi esto es lo que hace que a toda gente le guste y fuera de las pocas series que veíamos incluso con nuestros padres. El ego humano anhela constantemente y la imaginación es poderosa, así que aunque no entendiésemos como un crío con una cola de mono lanzaba rayos azules, nos manteníamos con tal de ver las bolas reunidas e intentar imaginar que deseo se pedirá y cumplirá. Luego aderezamos con artes marciales y ostias a mansalvas así como un culo o teta insinuada de vez en cuando y tienes la fórmula perfecta para triunfar. Apuntad webcomiqueros, el Top 10 no está tan lejos.

La serie por estos lares rebosaba el buen sentido del humor que siempre ha caracterizado a Toriyama como ya demostró en Dr.Slump (o “Arale” traducido a cualquier idioma) impregnado con la inocencia de un Son Goku que hacía todo con buena intención, hasta derrotar a sus enemigos. Lo de los torneos de las artes marciales ya fue la guinda para este pastel y la parte del ejercito de la Cinta Roja fue la crema del medio. Dragon Ball ahí donde se ve estaba muy bien pensado a pesar de no inventar nada, sencillamente brindó de los elementos que le faltaban a los demás.

Pero analizado a conciencia y comparado con otras grandes obras de la historia se queda cojo, muy cojo, como esa falta constante de trasfondo, personajes como Yamcha y Ten Shin Han sin pasado alguno (ni futuro) o “seres” como Chaozu (Chaos), en serio, ¿qué rayos era? ¿Una muñeca resucitada? Vamos analizando mejor y es que salvo Son Goku que tiene trasfondo porque lo vemos crecer a medida que avanza la serie, absolutamente ningún personaje tiene una base o hechos pasados o un origen de como nació o un estatus social o un ¡algo! Aunque vamos, tampoco hacia falta por lo que veo, o eso, o que sus vidas eran tan aburridas y anodinas que hasta no se les cruzó Goku en su camino no comenzaron a vivir.

A partir de esto se puede entender un poco mejor series como Naruto o Bleach que claramente están influenciadas por Dragon Ball, las cuales también carecen y pecan de lo mismo, de una inexistencia notable de historia en bastantes elementos.

Pero uno de los aspectos que más nos rallan a los colegas en las conversaciones sobre la serie es sobre un elemento a la par con las cuatro capitales del mundo, de uno de esos puntos de trasfondo que sí hay, y eso no es otra cosa más que “El rey del mundo”, como leéis, ¿os acordáis de este simpático personaje?

Y mi primer mandato es que me traigáis un hueso, ¡wof! (Con voz de Samuel L.Jackson)

Espera, espera, ¿qué el mundo es una monarquía mundial? ¿Qué linaje de hombres perro ha logrado llegar al poder de esta manera a lo largo de los siglos? ¿O es reciente? Si es así, ¿cómo surgió? ¿La gente está de acuerdo o se montan revueltas? Que eso de alguien que no es humano gobierne sobre ellos no suele gustar, eh. Porque vamos, en el mundo real llega a existir un gobierno mundial (y además, de un solo gobernante) y es echado a patadas y fuego, se liaría un atún con tomate que flipas. Aún así el personaje, Kokuoh (o El Rey Furry en algunas traducciones, JUAS) es harto entrañable y se le nota puro como ningún otro político lo es, como se nota que es ficción. Además, ese bigote le da un +100 a la tabla de molonidad, ojalá mi perro tuviese ese bigote, a partir de ahora lo veré como un inútil.

La cosa empezó a declinar con la llegada de la Z, esa extraña segunda parte donde se explicaba el origen de Goku (*EJEM*Superman*YTAL*) y donde el elemento más importante como lo fueron las bolas del dragón se relegaban, no a segundo plano, si no a lo más olvidable posible, por eso de la “Z”, para decir que están a lo último del todo. Cacho error por lo que ya he explicado, ahora la serie ya no es una búsqueda por cumplir los sueños, si no de ser el más fuerte y tonto posible mientras se matan travelos espaciales y celulas madre mutante con problemas de identidad. Seamos sinceros, nos seguía gustando el asunto, pero ahora la serie si que ya no aportaba nada, incluso menos que antes.

En definitiva el shonen es para egos, por eso gusta a todo el mundo, es una competición de medirse el pito, pero también de superación personal, un buen mensaje al fin y al cabo. Digan lo que digan los críticos de la serie (si los hay) no pueden negar que fomentaba valores como la justicia o la amistad, aunque fuese en el aspecto de ir todos juntos a dar de ostias a un tipo extranjero de otro planeta. Ahí, ahí, dejando un mensaje claro, ahora entiendo porque le decían a Tori que era medio nazi… no solo de super saiyans arios vive el hombre.

KK

El verdadero villano de la serie:

¡Por fin llegamos al punto que te ha hecho comenzar a leer este artículo! Este apartado se lo quiero dedicar a mi primo (así, to chanante) por abrirme los ojos ante la realidad con respecto al verdadero villano de la serie. Amigos, a partir de la Z el malo todo el tiempo no es otro que… Son Goku, exacto, el protagonista es el mayor cabronazo al que el resto de protagonistas jamás se han enfrentado.

¿Os habéis parado a pensarlo? Todo comienza cuando Krilin va a matar a Vegeta con la espada de Yajirobai, de repente el “bueno” de Goku va y suelta un “Déjalo vivir” con la excusa de volver a enfrentarse a él. Alguien cuerdo le habría clavado la espada sin más pero Krilin pecó de tonto y Goku, en apariencia, de masoca. Esto trajo consecuencias, por supuesto, como el obstáculo que supuso Vegeta en Namek o que dejara preñada a Bulma, uno de los giros más raros e inexplicables de la historia… que ese es otro punto, a Toriyama se le da fatal el tema del amor como ha demostrado a lo largo de toda la obra, con esas parejas raras y frías como el hielo entre ellas que probablemente andan en trámites de divorcio pero por los hijos improvisados al final no lo llevan a cabo.

Sigue el asunto con Freezer, donde Goku comete el mismo error de no querer matarlo, aunque este haya asesinado a su mejor amigo e incluso casi mata a su propio hijo, pero no, Goku incluso le da energía para que sobreviva al puto emperador que tiraniza la galaxia (Ese es otro trasfondo perdido, no preguntéis). ¿Qué es una galaxia si no? Va, da igual, que siga vivo, en la Tierra ni sabíamos de él… oh wait…

En Celula ya alcanzó el lado oscuro cuando el muy becerro, por conclusiones dignas de Maquiavelo, comprueba que puede derrotarlo pero prefiere que lo haga su hijo, que él ya está muy mayor para estas cosas o algo de eso. El resultado es su hijo apalizado ante sus propios ojos mientras él no hace nada y no deja incluso que nadie más haga algo, excusando que quiere que su hijo saque la rabia interior… ¡Padrazo! En el fondo le encanta ver sufrir a Gohan, y el que le de incluso un haba mágica tripi de esas que curan… ¡al propio Celula! lo demuestra. Pero espera, la cosa sigue cuando el colega manda a Celula al planeta de Kaito para que reviente ese gordo padrino espacial pescatil, todo en venganza al duro entrenamiento que le hizo pasar. El punto final a la maldad de Goku en esta saga es cuando ya no quiere ni resucitar “Ale, que me quedo por aquí entrenando, buscaros la vida y proteger la Tierra sin mí” dejando a una mujer viuda y a un crío adolescente sin padre. En la siguiente saga descubrimos el verdadero motivo cuando aparece el rellenaco secundón de Son Goten, entendiendo entonces que Goku en realidad sabía que Chichi andaba preñada y claro, él no tiene trabajo y… había que comprar tabaco, los estancos estaban cerrados y solo quedaba abierto uno en el cielo, y claro…

Llega el momento que hace de buen preludio a la infame Dragon Ball GT, la saga de Bú, donde Goku hace gala de nuevo de su sentido de la justicia cuando ve que puede derrotarlo y le deja la responsabilidad a dos niños… mi puto héroe, total, él está muerto, que los vivos se busquen las habas. Menos mal que al final se deja resucitar al ver que su hijo se ha convertido en una parodia de personaje de escuela y superhéroes protagonista de momentos que no concluyen en nada (la espada Z y tal… ¡arg!). Pero no nos engañemos, reconozcamoslo aquí y ahora, quien salva el día en realidad es Mr.Satán, que si no fuera por él el Genki Dama lo completa su tía la de Namek. Así que si fuese por Goku, habría un Universo menos de por medio.


El maestro Mutenroshi aprueba el blog Crisis Creativa

En serio, ¿ha habido protagonista más irresponsable e “ioputa” en toda la historia del manga? Mi deducción es clara: Goku a partir de la Z es la representación del propio autor, de Akira Toriyama, el cual acabó odiando su propia obra por culpa de editores que querían estirarla aunque se rompiese. Si os fijáis como concluye la primera serie está muy bien, dejando a un Piccolo malvado por ahí suelto y Goku casado. La Z no comienza mal y lo de “¡Qué vienen los Saiyan!” fue todo un meme por mi pueblo y algo bastante emocionante a pesar de ser largo y tedioso con innumerables episodios de relleno hasta que llegan, y eso que no hay atascos en el espacio, menos mal.

Pero es a partir de cuando explota el planeta Namek, hecho para que concluya la serie, con la muerte de Goku resultando ser el saiyan de la leyenda salvando al mundo de Freezer y quedando su hijo Gohan como sucesor. Es entonces que todo anda forzado, que en realidad Goku no está muerto o no sé que rollo, que Freezer en realidad vive… de un episodio a otro.

La cosa en la saga de los androides declina, anda forzada y liada a caso hecho, pero bueno, se perdona porque tampoco estaba mal. Es entonces que Toriyama lo logra, termina la saga con Goku de verdad de la buena muerto y, ahora sí, su hijo como héroe y digno sucesor, siendo un final decente para esta mítica obra. Peeero, la gallina de los huevos de platino aún se podía explotar y cientos de productos derivados no eran suficientes para los bolsillos de los jefes, así que forzaron la maquinaria y ya si que le tocaron las narices a Tori como así lo demuestra el propio Bú, una especie de las clásicas cacas rosas que solía dibujar en Dr.Slump, todo para indicar que menuda mierda le había tocado dibujar y seguir.

Se intentó enfocar la serie de otra forma, tanto, que hasta Gohan no parecía el mismo personaje, se metieron elementos que no cuajaron y personajes nuevos olvidables. Los editores ya no sabían que hacer y es entonces que recurrieron a lo que funcionaba en un principio como lo fue el torneo de las artes marciales, pero esto ya no lo salvaba ni el propio Toriyama.

Es entonces, que al fin, terminó esta serie, dejando un hueco notable para la gente con la que se había criado durante más de 10 años que se hicieron cortos.

A pesar de su ausencia de base (a partir de la Z), trasfondo, variedad o profundidad, sigo recordándola muy bien. Vi hace poco algún que otro episodio y seguía siendo emocionante en bastantes puntos y solo me pude quejar del dudoso doblaje al castellano, tan poco profesional para una serie que ha visto y ve todo el mundo. Y, la verdad, es de las pocas series que recuerdo tantos detalles con tanta claridad, cosa que con otras no me pasa.

Así que, bueno, la serie no fue para tanto pero sigue interesando, y al final es algo en cuenta, aparte que ha influenciado posteriormente a grandes obras del manga, por no decir a todas las actuales. Así que espero seguir teniendo ese buen sabor de boca cada vez que hable de Dragon Ball y recuerde lo alucinados que estuvimos los críos por aquel entonces. Además, tiene el único anime en el que sus episodios de relleno son hasta buenos, como ese mítico de cuando Goku y Piccolo se sacan el carné de conducir, ¡el mejor episodio de relleno de la historia os digo! Y donde aquí se parodia de manera sublime.

En definitiva, soy una perra de esta obra por mucho que me queje ¡Grande Toriyama!

Anuncios
comentarios
  1. Neyebur dice:

    Yo nunca me he visto ni un episodio de la serie

  2. ovnysennin dice:

    “Alguien cuerdo le habría clavado la espada sin más pero Krilin pecó de tonto y Goku, en apariencia, de masoca. Esto trajo consecuencias, por supuesto, como el obstáculo que supuso Vegeta en Namek o que dejara preñada a Bulma”

    LOL XD

    “Bulma preñada de Vegeta” Ese fue el WFT?? mas grande de mi vida

    Y en en el tomo final del manga de Dragon Ball, Toriyama dice abiertamente que le hicieron alargar la serie, se nota lo mucho que odio que lo explotaran demás.

    Lo de GT ni te digo, se notaba a leguas que era una saga completamente de relleno, simplemente pase de esa, 2 a 3 capitulos me vi a lo mucho, el resto me lo reseñaba un amigo, lo único que me gusto del GT fue la canción Ending.

  3. Pasaba por aqui... dice:

    La progresiva desaparición de la aventura para dejar paso a las ostias rancias y repetitivas no es más que una consecuencia del tremendo éxito que por aquellas calendas cosechaba El puño de la estrella del norte en tierras japonudas. Y ya si tenemos en cuenta que la cosa se agravó de forma exagerada más o menos sobre la época en la que dejó de publicarse la serie de Kenshiro pues suma dos y dos, Z fue la forma perfecta de llenar ese vacío.

    La cosa a nivel editorial está claro que funcionó: es la parte de la serie de mayor éxito mundial y la que mayor dinero ha generado, nada raro teniendo en cuenta que cuando sólo eres un zagal estás deseando que los personajes empiecen a zurrarse porque te la repampinfla todo lo demás.

    Es ya mayor, viéndola con ojo crítico, cuando comprendes que la serie terminó por convertirse en una parodia de sí misma (“Hey, que Krilin SÓLO ha muerto dos veces, ¡qué tío!”) y que es en esa mezcla inicial de aventuras y humor con toques de artes marciales donde Toriyama de verdad se sentía cómodo y daba lo mejor de sí.

    No estoy de acuerdo con lo de los capítulos de relleno, justamente has nombrado el único pasable. Episodios como los que pasan Goku y Vegeta en el interior de Bu o el viajecito de Ginew en usando el cuerpo de Bulma son la mayor mierda que ha producido Toei Animation, cosa que teniendo en cuenta que hablamos de un estudio que exprimió el boom de los mechas setenteros hasta dejarlo seco, es mucho decir. Por no hablar de los combates alargados ad eternum, las miraditas, los 5 minutos de namek…

  4. Aunque no quiero sacar mi lado picajoso con los detalles, porque estoy de acuerdo con la mayor parte del artículo y no quiero pecar de friki de la serie sacando puntilla a cada párrafo, corregid por favor ese “aín por”. Es “ahínco”. Para algo bueno que tenía la versión en castellano…

    • Nubis dice:

      ¡Cierto es! Gracias por indicarlo, te juro que me puse varias veces la canción para saber que rayos decía ahí, y cómo “con ahín” lo he llegado a escuchar, tela vaya.

      ¡Ponte friki hombre! Si es lo que mola de esto de debatir estas cosas a las que les dimos toda nuestra vida siendo bien niños, el equivalente al Gran Hermano de entonces jeje

  5. […] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos Dragon Ball y el factor nostalgia crisiscreativa.wordpress.com/2012/06/21/dragon-ball-realm…  por NubisMusic hace […]

  6. Ya era hora de que alguien dijera a las claras lo que muchos pensamos: Dragon Ball NO es para tanto. Que sí, que se ha convertido en una referencia… euh… ¿de casi todo lo malo que hay en el shonen actual? No, en serio, casi todo lo que se suele copiar de esa serie u homenajear es un desastre, así de claro. Sobre todo por un motivo muy sencillo: DB es la creadora del fan-service más absoluto. Si os fijáis, lo mejor que tiene es que fue creada por un señor de lo más friki que disfrutaba metiendo referencias de todo aquello con lo que se pasaba horas viendo la televisión. No obstante, Toriyama es un admirador reconocido de Star Wars (saga de Namek), del cine oriental de karate al más puro estilo Bruce Lee (joder, que hay un sosías del célebre actor por ahí), el cine de monstruos (el de Frankenstein fue un personaje importante en las primeras sagas), los cómics de superhéroes (en especial Superman, ver cierto secundario del Dr. Slump) o incluso de Terminator (ver Célula o androides del Dr. Gero). Si a esto le añadimos una cierta carga de chistes picantones y sexuales, no hace falta mucho para saber de qué pie cojeaba el autor, vaya, lo único que quería era pasarlo bien metiendo todas las referencias que se le ocurrieran, con la historia mitológica del dios Mono como excusa argumental (hasta que llegó Z y pasó a ser, como bien dice Nubis, Superman) y poco más. ¿Que supo hacer combates interesantes? Ya lo creo. ¿Personajes MUY divertidos? ¡Sin duda alguna! Pero solo al principio. ¿Las tramas eran emocionantes? Sí y sí, y diría que el manga (el anime es un chiiiiicle) ha envejecido nada o poco, al menos los primeros tomos siguen siendo muy recomendables.

    Pero ya está. Dragon Ball es lo que es, una amalgama de tooodas las inquietudes de su autor, con mucho desparpajo y talento. Un mezclote hecho con gracia que fue original no por lo que mostraba (ya que nada era nuevo) sino por cómo lo mostraba y por cómo jugaba con todos los elementos. Hasta la boda de Goku y Chi-Chi, la obra es de notable alto con puntos sobresalientes y otros que no tanto. Pero no bajaba del “bien”, difícilmente alcanzaba el suficiente (hablando en términos académicos, vaya), y aún así, solo contando esa parte, dista mucho de ser el mejor manga de la historia (como insisten demasiados nostálgicos), ya que ha sido ampliamente superado y no está exento de distintos errores, algunos aquí mencionados (lo del mapamundi o el rey del mundo es brutal, ¡nunca me di cuenta! XD). Por no hablar del desbarajuste argumental que supuso la parte Z, que se cargó por completo no solo el componente aventurero y cómico (esto último intentó recuperarlo en la saga de Bubú y con el Gohan superhéroe pero… bufff… se quedó en una intentona burda y sin chicha), sino también una ruptura total de lo que realmente era la serie: una versión “ultimate” del dios Mono, y como tal era maravillosa y sigue siendo más que recomendable.

    Así pues, que sí, que tiene merecida su fama, pero que los fans-letales se controlen, que tampoco es la panacea del cómic, y mucho menos del manga. Hay mucho por leer y ver por ahí.

    Nótese cómo he eludido de hablar de la parte Z. Excepto algunas partes de Namek, el resto me parece morralla.

    Ah, y GT no la he visto. Solo algún capítulo suelto y me sirvió para hacerme a la idea de que no es una serie que deba ver. XD

  7. Fosforo dice:

    Yo no llegue ni a Z, y después vi cosas sueltas de Z y GT, ya mucho más amyor, y solo me produjo sopor. Probablemente lo peor de la serie eran los dibujos, los personajes estaban todos mal hechos, excesivamente musculados y en posturas muy rígidas, unido a la animación japonesa, que siempre deja muchísimo que desear…

  8. asus dice:

    jajajaja, que bueno eres escribiendo, me he reido un montón, en serio 🙂

  9. “Aún criandome con la versión en valenciano y comprobar lo floja que suena en castellano con ese Raphael rebuscador del lenguaje, la cosa emociona. ”
    Buuuu… ¡ya no leo más! Es mentira… =p

    “Fue prácticamente la serie más vista y vivida de nuestra infancia (hablando desde el punto de vista de los nacidos en los 80)”
    Y a finales de los 70. Cuando yo (nacido en 1979) empecé en el instituto, recuerdo que la gente de COU la veía…
    Y yo considero que la cosa empieza a degenerar con la muerte de Piccolo padre. Cierto que hasta Namek se dejaba ver la cosa (y tenemos a Piccolo hijo), y que aunque la saga de los androides fuera pus, no nos dábamos cuenta.
    En cualquier caso, si tenéis un ratito, os recomiendo que escuchéis estos podcasts…
    http://www.completelymadafaka.com/2010/03/episodio-13-dragonball-madafaka-1-parte.html
    http://www.completelymadafaka.com/2010/05/episodio-14-dragonball-madafaka-2-parte.html
    Es nada, 12 horas en total…
    Ah, por cierto, mi personaje favorito de la serie era Yamcha, ¿es grave, doctor…?

  10. red bat dice:

    Debo de ser un tipo raro. Yo soy de un , no sé si puedo llamarlo así, sector, que pasó de cuando Goku era un crio, y para mi y algunos más, Goku es la versión adulta, la de Z. Eran los capítulos que alargaban en A3 hasta la saciedad, los que nos tragábamos en pleno crecimiento. Cualquier cosa de Goku joven duraba una semana y apenas te acordabas luego. Dragon Ball para mucha gente empezaba con Freezer, acababa con Buu y Vegeta el dios absoluto. Fallos de guión ( y los que añadió la traducción española para que contar) situaciones ridículas y deus ex machina por todos lados. Nos daba igual, acaban de reventar un puto planeta. Eran los 90 por dios.
    Si te descuidas, Z ha expandido su “arte” y forma de hcer las cosas mucho más que Goku de canijo.
    OCVIAMENTE visto en conjunto y con cierto espíritu crítico la serie es un desmadre guionísticamente hablando, alargado por razones comerciales y fanservice.
    Pero se cargaban planetas.

    • Nubis dice:

      Me viene “The Authority” a la cabeza por algún motivo, ¿es exagerado para criticar a los héroes de cómic americano (con ese Superman y Batman pareja gay se deja claro xD) y de paso para reírse de las exageraciones del manga? Porque menuda subida de adrenalina cuando hacen las exageraciones que hacen, en plan Dragon Ball pero en extremo xD

      Así que sí, se empieza destruyendo un planeta en Dragon Ball y se termina con las locuras galácticas de mangas como Gurren Lagann. ¡La qué has liado Toriyama! http://weknowmemes.com/wp-content/uploads/2012/03/oh-you-dog.jpg

  11. Mola. Nunca había visto a Goku desde ese punto de vista, y tienes bastante razón en lo que dices de él. Menudo joputa, ja, ja, ja.

    Resulta curioso que de crío no me fijara en ninguna de las muchísimas incongruencias e incoherencias que tiene esta serie… La verdad es que Toriyama se montó muy bien la historia en un principio. Hasta lo del ejército de la cinta roja y el torneo en el que conocen a Ten Shin Han la serie es, simplemente, el pollón. A partir de ahí… Mola, y tal, pero como que se vuelve más seria y, desgraciadamente, más pretenciosa.

    Lo malo de Toriyama es que no tenía pensando en un principio hacer una historia tan larga. No es como Eiichiro Oda con One Piece, que la tiene bien planteada desde hace más de 10 años, y no mete cosas con calzador (bueno, algunas sí; pero ni se nota a no ser que uno sea extremadamente puntilloso).

    Excelente artículo. Un saludo.

  12. mariods dice:

    Recuerdo que en bachiller solíamos llevar bastantes conversaciones acerca de los verdaderos valores de Dragon Ball, Ciertamente es una serie que apoya todo su fandom en el factor nostalgia, pues analizada friamente, la trama de la serie a partir la versión Z es chungo tirando a flojito comparado con cualquier otro manga (tal vez me esté pasando, pero esa es la impresión que causa en un princpio). La historia se desvirtuaba totalmente de lo que fue en un principio, pierde a gran parte de los personajes interesantes para centrarse en otros que ya han sido demasiado explotados, y deja en el tintero muchas tramas que podían haber sido mucho más complejas y desarrolladas.

    Por supuesto, cuando veía esta serie de peque lo último que pensaba era eso: yo solo veía a unos tíos guays zurrando la badana a unos monstruos que se hacían más y más odiosos con el paso de los episodios, y me frustraba porque no parecía tener fin, y por mucho que aparecieran personajes guays o volvieran tíos que me molaban (Vegeta, Piccolo…) aún por tener el nivel de poder a más de treinta mil toneladas, ninguno llegaba a hacer realmente nada, dejádnoselo todo a Son Goku, que por alguna razón siempre tenía que acabar siendo el que lo solucionara todo. Por supuesto, cuando acababa la saga, cuando por fin tras tantos episodios se cargaban al malo de turno, te sentías satisfecho, pero al mismo tiempo vacío, porque ahora ya no tenías a un villano cabrón al que odiar. Y se las ingeniaban para sacarte a otro villano mucho más odioso que el anterior. Curioso como al hacerse mayor ese odio que tenía por Buu sigue estándolo, pero de otra manera, ahora no me parece odioso por ser un villano y un asesino cabrón, si no por ser tan jodidamente insoportable. ¡¿Por qué porras Toriyama creó algo así?! Aún me sigo preguntando por qué la humanidad necesitaba esa saga. Si acaso solo savo de ella esa descomunal pelea entre Vegeta poseido por Babidi y Goku… personalmente opino que así debió finalizar la serie, el combate que pusiera fin a todo sería esa última pelea entre los dos rivales, y quizás un buen climax hubiera sido ver a Vegeta dándose cuenta de su error cuando está a punto de acabar con Goku y ser él mismo el que acabara asumiendo el rol de héroe siendo él quien acabara con Babidi aunque para ello tuviera que morir también, asumiendo finalmente que un verdadero guerrero debe usar su poder para hacer todo lo posible por salvar aquello que más quiere, y no para derrotar a su más odiado adversario (en este caso, Kakarot) por lo tanto, esta sería la última lección que Goku le daría y una forma perfecta de culminar con la rivalidad de ambos (La hostia, creo que me he rayao, pero hubiera amado un final así). XD

    Por otro lado, un muy buen y divertido análisis. Y sí, lo del Rey del Mundo tiene mucha miga.

  13. Vrede dice:

    Mi infancia acaba de irse a tomar por culo. Solo os falta joderme El Equipo A en este blog y ya os podré mandar a tomar por culo tranquilamente.

    Dragon Ball molaba. Y Z me molaba porque se pegaban. Analizando ahora con algo más de cabe…Bueno, siendo más viejuno, uno ve que sí, que hay cosas que fallaban o capítulos que uno se pregunta POR QUÉ (el del carnet de conducir es como fumarse una mierda muy peligrosa).

  14. Afani dice:

    Me ofende sobremanera la no-mención de Pilaf en este artículo. Pero has mencionado de pasada el mío, así que te perdono.

    Por lo demás, mencionar que en la Z, la acción y las toñas, que son el único sustento de la serie, también son insufriblemente rancias y repetitivas.Los aproximadamente Mil doscientos dieciséis capítulos que dura la pelea Goku contra Freezer son horribles.

    1 supera levemente a 2.
    2 se vuelve más poderoso o evoluciona.
    2 apaliza a 1.
    Explosión de humo. Piccolo/Krillin dice que ha terminado el combate. Pero 1 sigue vivo y cabreado.
    2 supera levemente a 1. 1 se vuelve más poderoso o evoluciona. Se cierra el ciclo hasta que Goku/Trunks/Vegeta/Gohan gane.

    Hay ligeras variantes pero esa suele ser la idea.

    Por lo demás, chachi todo. Un 10.

  15. Chuck Draug dice:

    La nostalgia es malvada y Dragon Ball no se libra de ella.

    Para empezar, Dragon Ball comienza como una violación anal del personaje de Sun Wukong de Viaje al Oeste. No interpretación, no homenaje, no un simple “basado en…”, no: directamente tomaron al Rey Mono y lo convirtieron en un niño que de inocente es tonto. Luego de mayor, de tonto es gilipollas y egoísta. Y es un villano inconsciente, básicamente porque es un idiota egoísta que no se da cuenta de que lo que hace está MAL.

    Sobre el mundo de Dragon Ball, nunca le di demasiadas vueltas en su momento, y ahora tampoco. ¿Por qué? Porque desde pequeño ya sabía que aquello era un popurrí de ideas raras que Toriyama metía por ahí, que se pasaba el trasfondo por el ojete, y nosotros en consecuencia tragábamos y nos daba igual. A Toriyama le gustan los dinosaurios, los robots, los furries… ¿qué va a hacer? Mezclarlo todo. Ya lo digo, de nano ni me planteaba esas cosas, solo quería saber qué iba a pasar con el idiota del prota, la quejica de la chica peliazul y el resto del reparto.

    ¿Justifica eso que su mundo no tenga siquiera coherencia, que se invente reyes/presidentes/lo que sea del mundo? Pues no. Simplemente metía las cosas porque le saía de ahí. ¿Habría ganado más Dragon Ball con cierta coherencia en los personajes? En la primera saga, la del criajo, sí, pero en las demás está claro que ni un buen trasfondo salvaría al manga y al anime del tedio en que se convirtieron los combates. Pero no nos vayamos tan lejos aún.

    Ciertamente, Dragon Ball a secas jugaba con el factor absurdo, con las bolas de dragón y la posibilidad de conceder deseos, el humor, las artes marciales… Los torneos de artes marciales suponían un descanso en la búsqueda de las bolas de dragón (con la excusa de que una vez reunidas y el deseo concedido, se esparcen por el mundo y pierden su poder hasta que pase un año) y el momento de que los personajes crezcan como tales y como luchadores. También fue la excusa para darle a Goku su “mejor amigo”, Krillin (Bulma parecía, y sigue pareciendo, fanservice; Yamcha es gilipollas; y Mutenroshi… oh, Mutenroshi mola, pero por capullo y pervertido), y crear una verdadera rivalidad (porque tener a Yamcha de rival no interesa, las piedras serían mejores rivales), algo que motive al héroe a seguir adelante y darle una razón para luego irse a por uno de los villanos.

    Y es que en la saga a secas, las bolas de dragón, entre torneo y torneo, seguían siendo el motor de la serie, con el Ejército de la Cinta Roja y luego Piccolo Daimaoh (y en serio, ¿a alguien le importa Pilaf? Porque a mí no). Introducía nuevas situaciones, nuevos personajes (¿cómo olvidar a Tao Pai Pai?), nuevas peleas, incluso un pequeño pero simpático crossover con Dr Slump… Todo mientras trataban de evitar que los malos consiguieran las bolas de dragón, porque eran un objeto muy poderoso, lo más poderoso que te puedes entrar. Y además, hay otra cosa que comentas, Nubis: hay unos valores de superación personal, de amistad, de compañerismo y de afrontar las situaciones más peligrosas. De hecho, hay que verlo también como que Goku va cambiando y haciéndose más fuerte por méritos propios (lo del agua mágica del duende Sarin, por ejemplo, acababa siendo “te has entrenado mucho para conseguir agua corriente”).

    ¿Era, en general, una buena serie? No exactamente. Era una serie entretenida y que sí, analizada en profundidad peca de parecer estar hecha a cachos inconexos, que lo único con algo de coherencia es la vida y obra de Son Goku y que parece que el resto de personajes solo “viven de verdad” porque han conocido a Goku. Vamos, que de Goku a Jesucristo, nada, ¿eh? La cosa está en que cumple su objetivo, sin alardes realmente… pero es que su logro, aunque sepa a poco, se magnifica viendo lo que pasó después. Ya no es un factor nostalgia: es la temible comparativa.

    Precisamente es lo que comentas, Nubis: el factor “bolas de dragón” se queda relegado al fondo, convirtiéndose en un Deus Ex Machina del copón. Siete Deus Ex Machina, para ser concretos, catorce si contamos las bolas de Namek. Aquí resucitaban todos. ¿La norma esa de que solo se puede resucitar una vez, que se suponía hacía las segundas muertes de Chaozu y Krillin más dramáticas (aunque seamos sinceros: la primera muerte de Krillin nos pilló a todos despervenidos y sigue impactando)? Los namekianos se la cargan. Y de ahí que yo esté todo el día bromeando sobre Krillin que muere, contando DB, DBZ y DBGT, cuatro veces. Cuatro. ¿No es un chiste ya o qué?

    Y DBZ ya era simplemente superarse. Pero ya no por superación personal, por mostrar a la chavalería que esforzándote puedes superar tus obstáculos. No: aquí ya es simplemente por ver hostias como panes. Hostias que se repiten, personajes con un carisma nulo (Freeza, Cell, Boo)… por no hablar de que ya no es que “violemos” a Sun Wukong o hagamos velados homenajes, no: ahora pillamos directamente Terminator y metemos un monstruo hecho de células de varios luchadores; y luego un monstruo rosa que convierte a la gente en dulces.

    De la etapa de DBZ solo puedo salvar, siendo sincero, a Mr Satán. Porque Mr Satán rescata al personaje humano que era tan común en DB. Con DBZ llegamos a los superhombre, donde incluso el matao de Yamcha era ya un portento. Mr Satán simbolizaba el humano a secas, el que tiene su fuerza para demostrar su valía, no tener sangre saiyana ni volar ni lanzar bolas de energía. Precisamente esos factores se habían convertido en la norma y es un golpe de aire fresco un personaje como Mr Satán, aunque fuese un engreído que solo quería beneficio personal (pero por fortuna el personaje evolucionó para convertirse en un héroe de verdad, no en uno fabricado como fue al final de la saga de Cell). Y jode un poco (mucho) que lo sobrenatural se convirtiera en algo tan habitual que aburriera y aplaudiese que algo mundano se colara. Y hay que decirlo: sin él la saga de Boo terminaba con todos muertos. Menos Mr Satán, seguramente.

    Dragon Ball GT solo lo confirma, y eso que no es de Toriyama. Quisieron volver a la fórmula del Dragon Ball a secas, pero se olvidaron de un detalle: no mezclar mierdas de DBZ en el cotarro. Y lo hicieron, mezclaron DBZ con DB. Y acabó siendo el fiasco que fue.

    Sobre el relleno, como el manga llegó más tarde, no lo notábamos tanto, pero lo ves ahora y a mí el que no me cuadra es el de Garlick Jr, básicamente porque es una continuación de una OVA que entonces aún no había llegado a España. Y en realidad eran malos, muy malos… excepto uno. Y lo digo en serio, el episodio de la autoescuela ME-EN-CAN-TA. Solo por ver a Piccolo conducir ya merece la pena.

    Pero es que, y ahora que lo has sacado, la etapa de Gohan estudiante, la etapa de Supersaiyaman, esa etapa es tanto o más mierda que DBGT. Y es algo que hizo el propio Toriyama. Y no cuajaba.

    Y el doblaje en español es UNA PUTA MIERDA. Ahí lo dejo.

    Vamos: Dragon Ball, bien, entretenida; Dragon Ball Z, mierda; Dragon Ball Z: Gohan el Estudiante, PUTA MIERDA REZUMANTE; Dragon Ball GT, PUTA MIERDA.

    • Pues precisamente lo bueno que le ves a Satán es, con sus diferencias, lo que me mola de Yamcha… Que, aunque sea un pringao humano, el único pringao humano del grupo (Tensián y Krilin no cuentan, que son monstruitos), ahí estaba, el primero (el primero en caer), dando la chapa y ganándose el jornal…
      Y desde la primera saga, leñe.

      • Chuck Draug dice:

        El problema de Yamcha es que a mí solo me parecía un chulito de pega. Luego se demostró que solamente era un pringao y un pagafantas. Eso y que, aunque en menor nivel, era también uno de los “sobrenaturales”.

        Que Mr Satán fuese un engreído no lo hacía menos carismático, y de hecho el final de DBZ engrandece al bigotudo. ¿Ha hecho Yamcha algo de eso? 😛

    • Nubis dice:

      Tu comentario es mejor que mi artículo, ¡en serio! Se te nota desde un odio razonable que no te gustaba que te tratasen de tonto, y DB más de una vez, por no marearse el autor más bien, nos dejaba a medias muchos aspectos.

      Ahora que lo dices, de la saga de Bú, cuando se hace amigo de Mr.Satan es la única parte que se puede salvar un poco, y en parte es por eso mismo que dices, que Mr.Satan es lo más humano en Dragon Ball desde la primera serie. El ver a un personaje débil y real en comparación al monstruo rosa daba un toque hasta humano como hacía tiempo que no veíamos.

      Aparte, el personaje es de lo poco de humor que le quedaba a esa altura de la serie, un toque Toriyama puro y duro que demostraba lo cansado de la vida que andaba el pobre por entonces. Si un autor dice de terminar, se termina, porque él mejor que nadie sabe el motivo, y muy rara vez se equivoca el propio creador con ese tema.

      • Chuck Draug dice:

        Es que es eso: los detalles de un mundo tan pobre e inconexo como había montado Toriyama (y te doy la razón en un comentario que dejas por aquí: Oda se curró el trasfondo de One Piece, y lo que queda aún) no me interesaban porque la historia iba de Goku y compañía, y ahora los miro y sí, podrían haber enriquecido más el trasfondo, pero visto cómo había empeorado luego todo, siendo peleas por peleas, hostiones nada más, que las bolas de dragón se convirtieran en un Deus Ex Machina, y que todo fuese “a ver quién tiene más larga… la melena saiyana”… Pues eso, que ya ni te importa el pobre trasfondo, porque para lo que se convirtió la serie, mejor, ya que estaría arruinado.

        Y ya veo que opinas igual que yo sobre Mr Satán. Además, es el personaje de DBZ que más evoluciona, de ser un fanfarrón que solo quiere provecho personal a ser un verdadero héroe, aunque sea cierto que Mr Satán apareció “por generación espontánea”, sin una historia, simplemente presentado como un campeón de artes marciales (supuestamente el tiempo que Goku y demás pasaron en Namek y otras cosas lo aprovechó para hacerse famoso). Y esa Genki Dama pudo destruir a Boo porque Mr Satán estaba por allí, que si no… 😛

  16. Desty Nova dice:

    Sabeis lo que habria estado cojonudo? Que hubiesemos seguido Dragon Ball de la misma forma que los mangas actuales, capitulo a capitulo, semana a semana. Muchos, muchisimos fans nostalgicos de esos que la ponen como lo mas grande, habrian sido ironicamente sus mayores criticos.

    Primero por sus comienzos, tan inocentes, tan desenfadados. Nadie se imaginaria jamas en lo que evolucionaria. Porque no nos engañemos, aunque la mejor parte sea la de Goku pequeño, el gran exito le llego despues, con las superbatallas. Sin la parte Z solo recordariamos Dragon Ball como una de tantas series de nuestra infancia.

    Pero eh, que Toriyama nunca dejo de ser un cachondo, y aunque la serie se volviese en apariencia mas del agrado de los flipadillos, seguia teniendo cosas ridiculas. Os imaginais las bilis cada que vez que se usara el Kame Hame Ha? Sabiendo que viene del rey Kamehameha de Hawaii, y que era ademas un juego de palabras porque en japones Kame es Tortuga, pierde impacto. O pensar en que los poderosos Saiyan son Verduras, que las Fuerzas Especiales de Freezer tenian nombres derivados de productos lacteos, o incluso el Bibidi-Babidi-Boo de la Cenicienta que daba nombre al monstruo Boo, su creador y el hijo de este.

    Algunos la habriamos disfrutado igualmente, pero otros…

  17. Desty Nova dice:

    Eh, la evolucion tiene caminos insondables, mira los ornitorrincos!

  18. alain de suason dice:

    un analisis buscandole la quinta pata al burro… no son quien para confrontarte…. mejor confrontale al tu de por esas epocas que seguia la serie…

    • Nubis dice:

      Pues le recomendaría otra obras que me perdí en su momento y descubrí más tarde y que no dejara de ver Dragon Ball, que es una influencia que le va a hacer bien 😉

  19. Wilcc dice:

    Es cierto, Dragon Ball no es para tanto…DRAGON BALL LO ES TODO!!, dejense de pendejeras de poner articulos describiendo a detalle la serie. Todo el mundo sabe que la saga GT es una mierda, pero a que a la mayoria todavia se le encogen las pelotas cuando ven la primera transformacion de goku en ss, o cuando pelea con cell, majin buu, con quien sea. Es esa epoca las series eran buenas, no como ahora que toda mierda es un ecchi, tetas y culo al aire sin ninguna trama real. O sino, unas series de 12 o 25 capitulos dodne se inventan guebadas como un cuaderno de muerte, y ni hablar de una pendeja serie actual es donde el prota es un carajo de goma, por diossss…..eso si es una completa cagada.

    En fin, Soy de Venezuela y pertenezco a la generacion donde las 5 de la tarde era una hora sagrada, porque pasaban dragon ball por televen, y luego Samurai X (otra gran serie)

    • Aunque le tengo que dar la razón respecto a Rurouni Kenshin, en lo demás está usted totalmente errado… Se pone a contar las virtudes de Dragon Ball Z y no habla de las bondades de Bola de Dragón a secas, critica a One Piece cuando es indudablemente mucho mejor que Bola de Dragón y habla de series actuales cuando es evidente que no ha visto Beck.

    • Chuck Draug dice:

      ¿Molesta acaso que alguien se ponga a analizar en frío una serie que marcó nuestras infancias? ¿Acaso este artículo ha ido demostrándote que la serie no es para tanto? Eso no quita que te guste, eso no quita que la sigas adorando. A mí la primera serie de Dragon Ball me sigue gustando y yo no necesité que nadie me abriera los ojos para saber que Dragon Ball Z se vuelve tediosa hasta matar y que Dragon Ball GT es mala con avaricia. Es mi percepción, es la percepción que tiene el autor del artículo…

      Si la nostalgia te ciega, deberías volver a ver la serie.

      Y el anime siempre ha tenido mierda, no es cosa de ahora. Pero antes no nos llegaba tanto anime. Y tratar de argumentar diciendo “el pasado es mejor, el presente es mierda” y apenas dar detalles… Porque igual que puedes reírte del cuaderno de muerte o del chico de goma (pregunta: ¿has visto las series para saber de qué hablas? curiosidad, nada más), la gente puede ridiculizar al niño con cola de mono, al cerdo que se transforma o al chico shaolin sin nariz. 😉

    • Nubis dice:

      Lo gracioso es que la industria del cómic japonés no ha cambiado en décadas. Lo que ves ahora ya existía en la época de Dragon Ball e incluso antes. El manga se definió de una manera y ya casi no ha cambiado, porque los japoneses son de “una fórmula que funciona, ¿para qué cambiarla?”.

      Y con este comentario has dejado claro que padeces lo que crítico realmente, “el factor nostalgia”, ese gran enemigo que nos ciega.

  20. Andoresu dice:

    Decir que dbz es una obra sobrevalorada y demas patrañas, simeplemente demuestra tu ignorancia acerca del tema en general.. toriyama hizo mas que una serie animada de exito mundial con un argumento si se kiere “pobre” y repetitivo pero q era simplemente adictivo, no podias dejar de verla ni un solo dia 🙂 .. le abrió la puerta de lo “internacional” al anime como tal.. su obra marco un punto en la historia de muchos.. y cambio la forma en la cual veriamos dibujos animados.. se puede decir q luego dbz es q se empieza a escuchar mas y mas la palabra anime en todo el mundo.. entonces dime tú intento de psicologo, como rayos puedes decir q no es un clasico? Entiende algo sencillo no se puede hablar de anime sin hablar de dbz 🙂 sera recordada por mucho tiempo y si, venerada igual 🙂 tenga los detalles q tenga.. seguramente para ti, las historias gastadas de ninjas shinigamis samurais y magos son obras maestras y “originales” hahaha…
    matta ne ^_^

    • ¿Me estás diciendo que la historia de un joven que viaja y se enfrenta a enemigos cada vez más fuertes no está gastada?
      Lo demás se puede responder con un “Sí, pero no era para tanto”.

      • Andoresu dice:

        No soy fanatico de dbz, sin embargo fue, es y sera un clasico en lo que respecta al anime.. otra cosa muy distinta es q a ti te parezca menos o mas, cada quien tendra su opinion.. pero no pueden negar la historia y lo que esta obra representa en su genero.. y si leyeras bien lo que escribi arriba, te darias cuenta que escribi la palabra “pobre” seguido de “repetitivo” (EN MI OPINION) so, no entiendo tu comentario 🙂

        • A ver, aquí creo que nadie está negando el peso que Dragon Ball ha tenido en la historia del manganime… Pero es que eso no quita de lo que trata el artículo de Nubis. Que la serie, analizándola en frío, no es para tanto…

          • Andoresu dice:

            lo que sucede es que el amiguito q hizo el articulo lo toma como una “serie”.. Dbz fue un movimiento.. fue el inicio de todo.. por eso, comentarios como el tuyo ” no es para tanto, o sobrevalorado etc etc.. estan fuera de lugar 🙂 si tu no puedes ver eso, ya es cosa tuya.. pero tengo interes en saber a lo q tu llamas anime y sobre todo, algo bueno, a ver recomienda.. espero con ansias 🙂

            • ¡Es que de eso es de lo que se trata! ¡Nubis habla de la serie, no del movimiento! ¡Eres tú el que no lo quiere ver!
              ¿Recomendaciones de anime? Pues Beck la primera de todas, está claro… Luego podría decirte que Baccano!, Monster, Bakuman, One Piece, Detroit Metal City o Toradora, por poner algunos ejemplos…

            • Pasaba por aquí... dice:

              Ojo, que Dragon Ball fue “el inicio de todo” en unos países muy concretos. América latina, parte de Europa, y poco más. Que es algo muy meritorio y no le estoy quitando valor, pero lo que trato de decir es que muchas veces se piensa que las aventuras de Goku tuvieron el mismo impacto en todo el mundo y nada más lejos.

              – Vete a Estados Unidos a hablarles de Dragon Ball y te encontrarás a mucho abuelo cebolleta que te dirá, al estilo de lo que tú has posteado aquí, que Gundam Wing y Cowboy Bebop sí que molaban, que la mierda esa de tíos hormonados de pelo áureo lanzando rayitos no se compara al buen anime antiguo. Aunque la frase en sí suene absurda debido a que la historia de Goku es anterior, a ellos les llegó muchísimo después. Las series que ahí marcaron son muy distintas.

              – Vete a Filipinas. Se dará exactamente la misma situación pero cambiando Gundam Wing y Cowboy Bebop por Voltes V.

              Y puedo seguir hasta hartarme, son sólo los dos primeros ejemplos que me han venido a la cabeza.

              Ya en Japón ocurre lo que decía en mi primer mensaje: se hizo famosísima y un exitazo, sí, nadie lo va a discutir, pero de revolución nanai. La primera parte fue continuísta con lo que ya se veía al final de Dr. Slump y Z no fue más que el sustituto de El puño de la estrella del norte. Revoluciones en todo caso lo serían esas otras dos.

              ¿Al decir eso trato de devaluar la calidad de la serie como tal? Ni mucho menos, pero argumentar que creó todos los tópicos del shonen de peleas (cosa que he llegado a leer) es como querer atribuirle a Macross los avances en la industria del anime de mechas que se iniciaron con Gundam. A nivel japonudo es pionera en su género pero no LA pionera, no sé si me explico.

              Y sí, yo soy el primero que se quedaba embobado frente a la tele en el 92 y la serie me sigue gustando, pero eso no me impide tratar de verla de forma imparcial y opinar en consecuencia.

              Hola, Desty XD

          • Andoresu dice:

            lo unico q merece la pena ver en esa lista es one piece y lo sigo en manga.. ve cualquier pelicula de estudios ghibli.. @hayao miyazaki.. y podras decir q has visto anime :3

            matta ne^^

            • ¡Nos ha jodido! ¿No hablábamos de series? Arriety es la única película de Ghibli que he visto sólo una vez. ¡Joder! Me he criado con Miyazaki. Creo que veía Sherlock Hound antes de empezar en el colegio… Y puedo haberme visto la serie de Conan, el niño del futuro entera como seis veces…
              ¿Y One Piece es la única que para ti vale de la lista? ¿Qué es lo que no te gusta de las demás?

    • Chuck Draug dice:

      Descalificar al autor de un artículo de opinión por tener una visión distinta a la tuya, sintiéndolo mucho, invalida tu comentario. Deberías mostrar respeto a los demás, aunque opinen de forma diametralmente opuesta a lo que tú pienses.

      El artículo no niega el movimiento que supuso, para bien y para mal, Dragon Ball en general (a secas y Z), pero el autor sí que se para a pensar si realmente es tan buena la serie, se ha quitado el velo de la nostalgia (no sé si tú lo has hecho) y se ha tirado al ruedo, a ver la serie y pensar “no es para tanto, pero me sigue gustando”.

      “seguramente para ti, las historias gastadas de ninjas shinigamis samurais y magos son obras maestras y “originales” hahaha…”

      Te animo a que leas el artículo que le dedicó el propio Nubis a Naruto y luego vuelve a leer tu comentario, por favor: https://crisiscreativa.wordpress.com/2012/05/10/naruto-una-manga-con-deficit-de-atencion/

    • Nubis dice:

      Presupones demasiado, ya no hace falta seguir leyendo. Pero por respeto te he leído y te contesto.

      Lees pero no entiendes, creo que es porque he escrito demasiado jeje. No niego nada, solo digo que no fue para tanto, ¡pero adoro la serie! Es parte de mi influencia manga a la hora de crear y no lo puedo negar, aparte de ser de mis primeros animes en ver, eso no se olvida.

      Pero ya te han contestado bastante bien, no debería alargar el asunto con más de lo mismo.

  21. Sólo un comentario: Raphael merece ser condenado por tamaño atentado contra las normas básicas de la gramática en ese opening.

  22. Desty Nova dice:

    Cuanto trauma hay con One Piece, desde que la obra de Oda rompe los records de ventas cada año, los fans de Dragon Ball parecen sentirse mas amenazados incluso que los de Naruto.

    No deja de ser (otra) dulce ironia, pues como comentaba antes, de haber conocido la obra de Toriyama en las mismas condiciones, les pareceria tambien infantil y ridicula.

    • Es curioso que lo comentes… Yo empecé a ver Bola de Dragón con unos 9 años, y One Piece con 30… Y One Piece siempre me ha parecido más madura (tampoco mucho, no creo que sea el objetivo de Oda) que Dragon Ball…

      • Desty Nova dice:

        Ya, si me refiero a la percepcion que tienen de una y otra cierto sector. Ahora que son mayores ven ridiculo a un tipo de goma (sin mirar mas alla) y de niños les parecerian tope guay las posturitas de las Fuerzas Especiales, por decir un ejemplo comico evidente, y sin querer irme a los inicios con cerdos y enanos azules. Delata de forma flagrante el efecto nostalgia.

        • Joder, pero el principio de Bola de Dragón era lo mejor… La cosa empieza a bajar a partir de la derrota de Piccolo padre…

          • Desty Nova dice:

            Para ti y para mi si, pero no para aquellos a los que me refiero, caray! xD Es por los que dan ciertas respuestas al articulo (guiño, guiño), y que si no fuera por Z ni habrian conocido la serie en algunos casos.

    • Nubis dice:

      Te digo yo que pasarán 20 años y con One Piece no podré hacer un artículo que diga que no fue un clásico. Oda es fan a muerte de Dragon Ball, se nota, y eso ayudó a que todos los de su generación nos gustara desde el principio su obra.
      El caso es que fue más listo, supo ver de que carecía su obra favorita y creó algo con un trasfondo completísimo, con tantos detalles y evolución que va a ser difícil de igual. En resumen, ha dado lo que le gusta a todo el mundo y le ha añadido detalles para gente más exigente y adulta.

      Y es algo que no entiendo, porque aquellos que no les gusta Dragon Ball son los “onepieceros” ¡menuda idiotez!

  23. Nubis dice:

    Y ahora digo algo que me sorprende que nadie haya nombrado… ¿y las fotocopias de Son Goku? ¿Nadie piensa en las fotocopias que extrañamente se pusieron de moda? xDDDDD

    • Esas al sur no llegaron. Yo supe de ellas ya en la era de los intenneses…

      • Desty Nova dice:

        Como que al sur no llegaron? Yo las vi!

        Lo que me recuerda una curiosa anecdota en relacion a todo esto que discutimos de la nostalgia y, por que no decirlo, la falta de informacion de la epoca.

        En aquellos tiempos en que nos llegaron los primeros numeros de la serie roja de Dragon Ball, se los preste a un compañero del colegio, y entre que eran en blanco y negro, y que poco despues salia en television el relleno de Garlick por primera vez… Creyo que la version manga era falsa y que me habian timado!

        • ¡¿En serio?! ¿Cómo del sur dices? ¡Yo nunca las vi!
          Lo que sí me acuerdo es que, cuando empezó a emitirse Z, se corrió el rumor de que era sólo la segunda parte, que habría más: Dragon Bal ZZ, Dragon Ball Z Master, Dragon Ball XZ y Dragon Ball YZ xD

          • Desty Nova dice:

            Pues casi lo mas al sur de la Peninsula, en Malaga.

            Yo tambien escuche rumores de esos, tambien decian que las nuevas transformaciones del Supersaiyan, las musculadas (antes de llegar a verlas en el anime) eran con el pelo y el aura verdes xD

            Tambien recuerdo tener entre mis manos unos folletos-fotocopias con la saga de Boo cuando aun se publicaba en Japon, sin el contexto apropiado (y en japones xD) se quedaba uno tonto viendo al monstruo gordo congeniando con Mr. Satan y el perro xD

  24. Guild Adventure dice:

    Si nos ponemos a analizar seriamente DB todos estaremos de acuerdo en las muchas inconexiones o carencias que tiene en terminos argumentales, pero al fin y al cabo, si pillamos un episodio por casualidad poniendo la tele todos nos quedamos viendolo, no? xD, al final por muy absurdo o vacio que nos pueda parecer a todos nos mola ver a ciertos personajes con carisma dandose de piños sin complicaciones y luego discutir durante horas con amigos si este personaje le gana a este otro porque tiene tal ataque o es tipo agua o planta, y por eso este tipo de series triunfan tanto sean las de esa epoca o las de esta, porque haciendo criticas serias las podremos poner a parir pero al final todo el mundo las ve 🙂

  25. asdfa dice:

    jaja pinches intros españoles, que pateticos son jaja

  26. Arturo dice:

    Leí el artículo, es bastante aburrido, porque no está bien estructurado ni escrito de forma atractiva, es más bien un Post grande que un artículo. xD…
    Dato freak para ustedes, el mundo de Dragon Ball tiene seres hibridos y todo tipo de especies raras (pasa lo mismo en Doctor Slump), porque Toriyama piensa en mundo post-tercera guerra mundial, es decir, son todos mutaciones o niños deformes (Krilin sin nariz), inclusive el mapa se podría explicar debido a serie de explosiones núcleares que deberían haber ocurrido tras la guerra. Un mundo así, se podría deber a las ideas propias de la época en que nace (1955) y que imperaron en los años de la guerra fría. Piensen, en como los comics americanos y europeos recurren a ideas similares, porque un japónes que fue capaz de vivenciar quizás en el algún familiar, o según los relatos de sus padres o le enseñaron en la escuela, acerca de los daños producidos por una bomba átomica. 10 años después, del bombardeo de Hiroshima y Nagasaki, seguían naciendo niños con deformidades. En medio de la reconstrucción japonesa es en dónde crece Akira Toriyama, he ahí una respuesta para las inconsistencias que pueden ver ustedes. Por otra parte, el emperador japónes fue considerado divino hasta la rendición pos-bombardeos, en dónde asume su condición humana. Así que no es de extrañar que sus padres le hayan inculcado un ideal del Emperador,. Pues, los japóneses lucharon y murieron intentando expandir el dominio de éste, cómo gobernante absoluto, dueño de la verdad y la justicia. Por lo demás, Toriyama concibe al Rey de una forma muy benevolente y en absoluto como despota autoritario. Eso problemas de consistencia vistos desde éste punto de vista, no existirían. Con lo que respecta a Gokú, es parte de su esencia el luchar y, el luchar con enemigos cada vez más fuertes… Su concepción de villano, no sería tal, más bien el actúa acorde a la sola necesidad de su naturaleza, es decir, Gokú actúa en base a su potencia natural, la cual es: luchar.
    Él no tiene otra potencia ni otra razón de ser, Gokú se encuentra en el límite del hombre y la bestia, es totalmente libre y se mueve sólo por el deseo de lucha, Gokú tiene al parecer sólo una Ley que define su Naturaleza, esta es qué: “Aquellos que poseen una gran fuerza no deben hacer daño a los débiles, ha aquellos que no son movidos por el deseo insesante de luchar”. Dragon Ball tiene demasiado contenido filosófico y es increible que aquellos que lo vieron cuando eran pequeños, ahora que son de una edad media que debería ir entre los 18 y los 30 años no puedan apreciar de forma clara esto.

    La historia para los que no sepan, originalmente con Dragon Ball Z o Dragon Ball 2 venía a clarificar la historia tras la existencia de Gokú y sólo llegaba hasta Freezer, el resto lo Toriyama lo hizo debido al éxito de la serie y las presiones como dice el artículo, por es más forzado, aunque no deja de ser interesante ver como se desenvuelve Vegeta en el mundo humano y Picoro… En fin, Dragon Ball da para mucho… Si lo ven desde esta perspectiva, la historia de Dragon Ball tiene bastante más sentido del que uno creería a simple vista, y por otra parte, la imaginación no puede ser detenida porque es una de las facultades de nuestra mente… No pretendo atacar a nadie ni críticar a nadie, sólo quería mostrar una visión distinta a la expuesta por Nubis. Saludos a todos y espero qué: ” Cada vez que lean un manga puedan entender que detrás de ellos se nos revela un poco más de la cultura oriental, no son sólo historietas cómo en el caso de occidente, son una especie de fabulario onírico”

    • Vrede dice:

      tl, dr. Además de haber errores en varias cosas que le quitan interés a tu comentario, mal estructurado, con fallos gramaticales y ortográficos. Axo axo axo axo axo muere.

    • Chuck Draug dice:

      Es una bonita argumentación la que nos traes, y podría ayudar a aclarar unas cuantas cosas. El problema está en que no sé si de verdad hay datos específicos y objetivos al respecto o es tu opinión, tu impresión, para tratar de dar algo más de coherencia al asunto.

      Empecemos con el tema de que la influencia de la época que vivió Toriyama fue la que le llevó a crear híbridos, a Krillin sin nariz, a un rey del mundo o a un mundo post-Tercera Guerra Mundial. ¿Hay algún dato que esté documentado, en el que Toriyama explique esto? Porque el mundo de Dragon Ball debería dar pistas al respecto si así fuese, y si no es así, entonces hay un gran fallo. Tienes que conseguir que sea un mundo vivo, pero a la vez que nos podamos meter en él.
      Fíjate, por ejemplo, en One Piece: no se presenta la información en plan enciclopedia, pero sí se van revelando detalles que ayudan a entender mejor este mundo, ya no solo con el tema de los frutos o de la Marina. Hablo del mundo en general.
      En Dragon Ball, sin embargo, se lanza todo como si ya tuviésemos que saberlo o, directamente, que no nos importe un comino, simplemente son cosas que están ahí y nosotros debemos centrarnos en Goku y sus amigos “haciendo el bien”. No preocupa desarrollar el mundo de Dragon Ball, simplemente está ahí como un escenario en el que los personajes se mueven, pero no es un mundo vivo.

      Vamos, que está muy bien cómo lo expones, pero aunque haya datos objetivos, si la historia en sí no te lo ofrece, aunque sean pequeños detalles, mal vamos. Que sí, que es un producto japonés y según qué mentalidades pueden entenderlo así, pero incluso en Japón estoy seguro de que habrá gente que se rasque la cabeza pensando en qué demonios ocurre en ese mundo tan inconsistente.

      Otro tema. Dices que lo que define a Goku es que quien es muy fuerte no debe hacer a los débiles ni a los que desean luchar, y que la gente que lo vio de entonces aún ahora no se dé cuenta de ello. Eso es porque esa sensación se ha perdido.
      Goku va perdiendo la noción de sus límites. Sigue queriendo hacer el bien, pero como Nubis indica, indirectamente o no, también causa mal, es un villano inconsciente, y muchas cosas que han ocurrido en la serie se hubieran evitado si las neuronas (dos) de Goku hubiesen trabajado bien en vez de ser simplemente un bruto egoísta que cree que hace todo bien, como si nunca se equivocara.
      Es la sensación que el Goku adulto da, mientras el Goku niño es más inocente, más justiciero y en busca de su superación personal y ayudar a los demás. Esa inocencia la pierdes con el adulto que solo quiere ser más fuerte y vencer a sus enemigos, ya lo de salvar a la gente es más secundario. Goku es como Ryu de Street Fighter, solo que con un poco más de carisma (aunque no es difícil tener más carisma que Ryu… una sandalia roñosa tiene más carisma que Ryu, por ejemplo).

      Me gusta tu comentario porque vienes con buenas intenciones, creas debate y expones unos puntos que pueden ser muy válidos, aunque en mi caso mi percepción sobre el incoherente mundo de Dragon Ball no cambia, pero ya te digo: cojea en la parte objetiva, en la parte de Toriyama y el entorno en que creció, porque son datos que parece que saques por tu cuenta más que ser algo objetivo o que el propio Toriyama haya contado. Enlaces y demás a esa información ayudarían.

    • No veo qué tiene que ver con la consideración divina del Emperador de Japón con todo lo demás. ¿Me lo aclararías?
      Y si Dragon Ball te parece muy filosófica, como leas algo de Masamune Shirow te puede reventar el cerebro…
      Aparte, cuida la ortografía.

    • Desty Nova dice:

      Creo que no has entendido el tono con el que se escribe el articulo, que es mas para echarse unas risas que como critica real. La incosistencia del mundo de Dragon Ball no es algo que importe, es pura fantasia como la de tantas otras obras, y me parece (que me corrija Nubis si eso) que no se habla en serio respecto a ello. No obstante, pecas de irte al otro extremo, considerando circunstancias del autor e incluso viendo filosofia en la obra.

    • Ah, así que todas las obras de Japón tienen un trasfondo cultural bastante importante, ¿no? ¿Y los cómics de occidente son solo historietas sin fábula? Vaya por dios. Eso solo me indica que habrás leído muy poco de todo y mucho de manga. O esa es impresión que das.

      Por lo que a mí respecta, dudo que Toriyama contemplara todo eso que dices, especialmente porque de ser así, no aprovecha absolutamente nada de lo que dices para la historia. Así que, no sé qué es peor, que DB sea realmente una historia bastante simple pero efectiva o una compleja con un trasfondo maravilloso que jamás se llega a exponer ni aprovechar. Sinceramente, con toda esa argumentación dejas en peor lugar al autor, y yo no me la creo porque me parece más evidente y simple el verdadero objetivo que perseguía. Echa un vistazo:

      ¡Pura y sana DIVERSIÓN! Artes marciales, una revisión muy libre de la historia del Dios Mono, monstruos, el conejo de pascua, personajes pervertidos… ¡El objetivo es evidente! Y sinceramente, buscarle más enjundia es absurdo e innecesario. DB es lo que es, y no hay porque pensar que por ello esté mal. Al revés, es una obra que da lo que promete, ni más ni menos.

      No hay tomarse todo tan en serio, y ni muchos el post de Nubis, que parece que esté blasfemando o algo así, por dios.

  27. ANIMEFAN dice:

    Horrible Articulo….Estas muy mal con que Goku es el verdadero villano porque Vegeta salvo algunas veces de la muerte a Goku, si Vegeta y Bulma no se hubieran casado, Quien le hubiera avisado a Goku lo de su enfermedad?? Ademas si no fuera por Goku todo se hubiera destruido mucho antes de la saga de Buu -.- Y Goku dejo a Freezer porque todos tenemos una oportunidad de ser perdonados…..GRANDE GOKU!

    • “Estas muy mal con que Goku es el verdadero villano porque Vegeta salvo algunas veces de la muerte a Goku, si Vegeta y Bulma no se hubieran casado, Quien le hubiera avisado a Goku lo de su enfermedad?? ”
      Creo que hablo en nombre de todos mis compañeros cuando digo “¿Qué?”

      • ovnysennin dice:

        Sufre de problemas de atención igual que yo al leer este articulo XD

      • Desty Nova dice:

        Que Goku no es un villano por perdonar a Vegeta, porque luego este le salva la vida a Goku, y añade el ejemplo de salvarsela indirectamente al tener un hijo con Bulma, ya que este viaja en el tiempo, le avisa de su enfermedad, y le da una cura.

        Esta era facil, hombre.

        • Ah, ya entiendo… Salva a Vegeta porque sabe que en el futuro se la devolverá. ¿Y a Freezer?

          • Desty Nova dice:

            Eh, que yo solo traduzco, el proceso por el que se llega a tales conclusiones ya no son cosa mia. Quizas habria que preguntarle a Kishimoto, que viendo la historia de los Uchiha seguro que sabe de pensamiento alternativo xD

    • Nubis dice:

      Hola, querido usuario aleatorio de Submanga, con el tiempo he aprendido a dejar de hacer “facepalms” por el bien de mi cara e incluso salud. ¿Tan difícil es entender un punto de vista? Y que cierto es eso de que el sentido del humor va ligado a la inteligencia… ¡y de cuanto se carece por aquí! 😉

  28. […] el caso es que acabo de leer la entrada de Nubis acerca de Dragon Ball, que si no fue para tanto, que si sí… Y, ya que se habla tanto de manganime por ahí, se me […]

  29. […] El creyente: Tenía que hacerlo, ponerlo, indicarlo, desahogarme por propias experiencias aquí y allí. Es el fan para el que ser aficionado a algo no es una pasión o divertimiento, es un […]

  30. Halra dice:

    I love dragonball character,
    so strong and has a great style and have great abilites