Monster

Publicado: febrero 19, 2010 de Hauclir en Libros y comics
Etiquetas:,

Visto lo visto, no me parecería buena idea ponerme de parte de la editorial Planeta. Y menos después de lo dicho en artículos interiores por mi compañero, pero aunque se me caiga el pelo y me lleguen críticas por todos lados, voy a alabar el formato de esta nueva colección de grapas pasada a tomos. Ya que me parece una muy buena relación calidad precio, debido a la extraordinario de sus dibujos y de sus hojas, que no son las típicas fotocopias del manga, sino que están medio plastificadas, además de venir algunas a color.

Centrémonos en el cómic, de Naoki Urasawa, el que a mi parecer es el mejor en el campo de manga para adultos. Me encanta como mezcla las tradiciones Japonesas con las Occidentales, centrándose más en la Alemana, en como te deja el nerviosismo de querer seguir leyendo sus obras policiacas tomo tras tomo.

Este tomo comienza en un hospital de Alemania donde el Dr. Tenma, un neurocirujano Japonés extraordinario, comienza su nuevo oficio. Es allí donde se da cuenta, que todo en lo que él había creído que era moralmente bueno como médico, pasa a segundo plano cuando son las vidas de gente importante las que están en juego.

Aunque se podría sacar una muy buena historia de este argumento, el hilo no va por ahí. Se centra en un caso de asesinatos en serie que afectan directamente al protagonista, hasta el punto de tener que huir de la justicia y no poder seguir ejerciendo su profesión como doctor.

Es así como el médico extraordinario, joven y querido por todos sus pacientes, por ser el más cariñoso y atento del mundo se convierte en una persona andrajosa que tendrá que buscarse la vida y demostrar su “inocencia”.

Novela que replantea los valores morales de sus lectores, mostrándoles la parte corrupta e interesada de la sociedad. Así como unos asesinatos que quizás no sean del todo “inmorales” porque es realmente lo que la gente desea que les pase a esos delincuentes en algún momento dado.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.